fbpx

Kiko Hernández, hundido, anuncia su adiós: «No puedo más»

kiko-hernandez,-hundido,-anuncia-su-adios:-«no-puedo-mas»

Kiko Hernández está pasando por uno de los momentos más difíciles de su vida. Y es que el polémico miembro de ‘ Sálvame ‘ se ha sincerado este miércoles en el plató de Telecinco para confesar lo duro que se le está haciendo este año. Una cara de Kiko que los espectadores no están acostumbrados a ver.

Pero ayer, el tertuliano más incisivo del programa abrió en canal para relatar por qué está viviendo un calvario en los últimos meses. Por ello, un desencajado Kiko reconoció con voz temblorosa que «quiere desaparecer».

Y es que el colaborador está pasando por su peor época, ya que hace unos días murió una de sus mejores amigas, Begoña. Esta ha sido siempre una persona vital en su vida y él la consideraba como una «segunda madre».

Kiko Hernández confiesa en directo que está al límite

Esta luctuosa noticia sumada a otras pérdidas familiares le han provocado que se encuentre en un estado de desolación total. «Al igual que hay veces que esperas, en este caso no fue así, y yo había quedado el mismo lunes para verla y ver cosas nuestras, y de repente murió. Y desde entonces tanatorio y cementerio ».

«Dentro del dolor espero que su familia salga adelante, porque Begoña lo quería así y quisiera vernos felices», confesó Kiko visiblemente emocionado.

Después de estas primeras palabras, el colaborador no ha aguantado más y ha revelado que está al límite de sus fuerzas: «Hace un año que no puedo más, que se me juntan un duelo con el otro y reviento. No soy de tomar pastillas, pero el lunes me tomé varias porque no sabía dónde estaba ».

«Se me giró la cabeza y sabes que son enfermedades que debe llegar un final, pero no que sea tan deprisa. Antes de Mila murió una tía mía, después Begoña. No estoy acostumbrado a la muerte, y que de pronto se me muera tanta gente de golpe … no processes un duelo y ya estás con otro », admitía Kiko Hernández .

Kiko Hernández pide abandonar Sálvame por tiempo indefinido

Por si fuera poco, el colaborador ha realizado una necesaria confesión: «Quiero descansar un tiempo, lo necesito. Sé que Begoña me decía que no, pero yo, por mi salud mental, necesito parar. He tenido ideas raras en mi cabeza ».

«Necesito una semana, quince días, respirar. Me pasa cualquier cosa, que es una tontería, y se me hunde el mundo y tengo dos personas que tengo que salir adelante. Yo soy yo y tengo que estar bien mentalmente porque si yo no lo estoy, tampoco lo estarán las personas que están a mi cargo », continuaba.

Después de explicar la situación difícil en que se encuentra, Kiko ha pedido en directo a sus directores que le den unos días de fiesta. De hecho, era algo que había pensado antes de la muerte de su amiga y que ya la había comentado con Jorge Javier Vázquez .

Asimismo, Vázquez le ha invitado que empiece a hacer una terapia con un profesional, lo que Kiko no ve con malos ojos. «Pido públicamente a mis directores que me dejen unos días para reflexionar. Quiero desaparecer, y ya quería descansar, pero después de la muerte de Begoña, hay momentos en que no tienes ganas ni de levantarte de la cama », ha cerrado el asunto.

Segundos después, Kiko ha pedido permiso para dejar el plató durante unos minutos, ante la mirada triste de sus compañeros de programa. Un difícil inicio de programa que ha dejado descolocados a todos por la angustiosa situación anímica del colaborador.

Utilizamos cookies propias y de terceros para obtener datos estadísticos de la navegación de nuestros usuarios y mejorar nuestros servicios. Esto nos permite personalizar el contenido que ofrecemos y mostrar publicidad relacionada a sus intereses. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso.    Configurar y más información
Privacidad